Signos y/o síntomas

¿Presenta los siguientes signos y/o síntomas?

  • Dolor abdominal intenso.
  • Escalofríos.
  • Fiebre.
  • Náuseas.
  • Vómitos.
  • Sensibilidad abdominal.
  • Estreñimiento o, con menos frecuencia, diarrea.
  • Incapacidad de defecar o echar gases.
  • Dolor o ardor (indigestión) en la parte superior del abdomen; pueden mejorar o empeorar cuando comes
  • Dificultad para tragar
  • Sensación de hinchazón después de comer
  • Acidez estomacal

Si presenta algunos de los síntomas mencionados  pueden ser signos de las siguientes patologías:

¿Cuándo consultar al especialista?

Si nota la presencia de algún signo o síntoma ya descrito, priorice su salud agendando una cita médica con el especialista para determinar el diagnóstico y tratamiento de acuerdo a su caso.

Acalasia

Acalasia

La acalasia es un trastorno poco frecuente que dificulta el paso de alimentos y líquidos desde el esófago, que conecta la boca con el estómago, hacia el estómago.
Más información

Enfermedad Diverticular de colon

Enfermedad Diverticular de colon

Los divertículos son bolsas abultadas y pequeñas que se pueden formar en el revestimiento del sistema digestivo. Por lo general, se encuentran en la parte inferior del intestino grueso (colon).
Más información

Cálculos biliares

Cálculos biliares

Los cálculos biliares son pequeñas piedras endurecidas provocadas por el fluido digestivo que se pueden formar en la vesícula biliar.
Más información

Gastritis

Gastritis

Es un término general para un grupo de enfermedades con un punto en común: la inflamación del revestimiento del estómago.
Más información

Síndrome intestino irritable

Síndrome intestino irritable

El síndrome de colon irritable es un trastorno crónico que se tiene que controlar a largo plazo.
Más información

Hernias posincisionales

Hernias posincisionales

Generalmente ocurre posterior a una operación abdominal, pueden aparecer en cualquier cicatriz quirúrgica, incluidas las de cirugía laparoscópica.
Más información

Enfermedad Diverticular de colon

Los divertículos son bolsas abultadas y pequeñas que se pueden formar en el revestimiento del sistema digestivo. Por lo general, se encuentran en la parte inferior del intestino grueso (colon).

Síntomas

  • Dolor, que puede ser constante y persistente durante varios días.
  • Náuseas y vómitos.
  • Sensibilidad abdominal.
  • Estreñimiento o, con menos frecuencia, diarrea.
Lorem fistrum por la gloria de mi madre esse jarl aliqua llevame al sircoo. De la pradera ullamco qué dise usteer está la cosa muy malar.

Cálculos biliares

Los cálculos biliares son pequeñas piedras endurecidas provocadas por el fluido digestivo que se pueden formar en la vesícula biliar.

  • Dolor repentino y que se intensifica rápidamente en la parte derecha superior del abdomen.
  • Dolor repentino y que se intensifica rápidamente en la parte central del abdomen, justo debajo del esternón.
  • Dolor de espalda justo entre las escápulas.
  • Dolor en el hombro derecho.
  • Náuseas o vómitos.
  • La bilis contiene demasiado colesterol: Por lo general, la bilis contiene sustancias químicas suficientes como para disolver el colesterol que segrega el hígado. Sin embargo, si el hígado segrega más colesterol del que la bilis puede disolver, el colesterol excedente se puede transformar en cristales y tarde o temprano en piedras.
  • La bilis contiene demasiada bilirrubina: La bilirrubina es una sustancia química que se produce cuando el cuerpo destruye los glóbulos rojos. Algunas enfermedades pueden hacer que el hígado segregue demasiada bilirrubina, como la cirrosis hepática, infecciones de las vías biliares y determinados trastornos de la sangre. El exceso de bilirrubina contribuye a la formación de cálculos biliares.
  • La vesícula biliar no se vacía de manera correcta: Si la vesícula biliar no se vacía por completo o lo suficiente, la bilis se puede concentrar demasiado, y esto contribuye a la formación de cálculos biliares.
  • Inflamación de la vesícula: Un cálculo biliar que se aloja en el cuello de la vesícula puede causar inflamación de la vesícula (colecistitis).
  • Obstrucción del conducto colédoco: Los cálculos biliares pueden obstruir los tubos (conductos) a través de los cuales la bilis fluye desde la vesícula o hígado hasta el intestino delgado.
  • Obstrucción del conducto pancreático: El conducto pancreático es un tubo que sale del páncreas y se conecta al conducto colédoco justo antes de entrar al duodeno. Los jugos pancreáticos, que ayudan en la digestión, fluyen por el conducto pancreático.
  • Cáncer de vesícula: Las personas con antecedentes de cálculos biliares tienen mayor riesgo de padecer cáncer de vesícula. Pero el cáncer de vesícula es muy excepcional así que, aunque el riesgo de cáncer es elevado, la probabilidad de cáncer de vesícula sigue siendo muy baja.

¿Cuándo consultar al especialista?

Si nota la presencia de algún signo o síntoma ya descrito, priorice su salud agendando una cita médica con el especialista para determinar el diagnóstico y tratamiento de acuerdo a su caso.

Gastritis

La gastritis es un término general para un grupo de enfermedades con un punto en común: la inflamación del revestimiento del estómago.

  • Dolor o ardor (indigestión) en la parte superior del abdomen; pueden mejorar o empeorar cuando comes
  • Náuseas
  • Vómitos
  • Sensación de saciedad en la parte superior del abdomen luego de haber comido

La gastritis es una inflamación del revestimiento del estómago provocando debilidad y lesiones en la barrear mucosa que protege la pared del estomago que evitan que los jugos gástricos dañen e inflamen el estómago. Asimismo, existen varias enfermedades y afecciones que aumentan la probabilidad de tener gastritis, entre ellas, la enfermedad de Crohn y la sarcoidosis, trastorno en el que crecen acumulaciones de células inflamatorias en el cuerpo.

La gastritis no tratada puede causar ulceras y hemorragias estomacales agudas y crónicas, cabe decir que en raras ocasiones es posible que algunos tipos de gastritis crónica aumenten el riesgo de desarrollar cáncer de estómago.

¿Cuándo consultar al especialista?

Si nota la presencia de algún signo o síntoma ya descrito, priorice su salud agendando una cita médica con el especialista para determinar el diagnóstico y tratamiento de acuerdo a su caso.

Síndrome intestino irritable

El síndrome de colon irritable es un trastorno crónico que se tiene que controlar a largo plazo.

Síntomas comunes

  • Dolor, cólicos o hinchazón en el abdomen relacionados con la evacuación intestinal
  • Cambios en el aspecto de las deposiciones
  • Cambios en la frecuencia con la que se evacúan los intestinos

Síntomas graves

  • Pérdida de peso
  • Diarrea nocturna
  • Sangrado rectal
  • Anemia por deficiencia de hierro
  • Vómitos inexplicables
  • Dificultad para tragar
  • Dolor persistente que no se alivia al expulsar gases o al defecar

Las causas que provoca el Síndrome de Colon Irritable no son claras, aunque se especula que pueden presentarse después de una infección bacteriana o por parásitos, en otras ocasiones puede ser provocada por estrés.

  • Diarrea crónica
  • Estreñimiento
  • Hemorroides
  • Fisuras anales
  • Abscesos anales
  • Trastornos emocionales
  • Trastornos alimenticios

¿Cuándo consultar al especialista?

Si nota la presencia de algún signo o síntoma ya descrito, priorice su salud agendando una cita médica con el especialista para determinar el diagnóstico y tratamiento de acuerdo a su caso.

Hernias posincisionales

Generalmente ocurre posterior a una operación abdominal, pueden aparecer en cualquier cicatriz quirúrgica, incluidas las de cirugía laparoscópica.

Por lo general se puede observar un bulto o bolita en la cicatriz o a su alrededor donde se realizó la cirugía anteriormente, como por ejemplo una apendicetomía, una cesaría o una colecistectomía ya sean abiertas o mediante el procedimiento laparoscópica. Estas hernias pueden ser indoloras o dolorosas, así como el tamaño varía y generalmente va aumento con el tiempo.

Por lo general estas hernias son causas después de una cirugía como apendicetomía, una cesaría o una colecistectomía ya sean abiertas o mediante el procedimiento laparoscópica.

  • Dolor intenso

¿Cuándo consultar al especialista?

Si nota la presencia de algún signo o síntoma ya descrito, priorice su salud agendando una cita médica con el especialista para determinar el diagnóstico y tratamiento de acuerdo a su caso.